Resentimiento Superación Efectiva

El Resentimiento y el Rencor

El Resentimiento y el Rencor

 Resentimiento Superación Efectiva
 

Conservar resentimientos es: Volver a sentir. Contamina el diario vivir y amplifica el malestar. Esto es autodestructivo, esclavizante y nocivo.

Usualmente el ego se resiste a saldar esta situación a través del perdón y nos mete en un círculo vicioso y dañino e interminable. Louise Hay, la extraordinaria escritora del libro “Tú puedes Sanar Tu Vida”, nos explica como nuestros pensamientos, sentimientos y emociones negativas afectan terriblemente nuestra salud.

Ella relata que siendo joven le vino un cáncer de la matriz. No queriendo operarse, decidió curarse a sí misma y encontró que la causa de su cáncer era el odio terrible que tenía contra su padre que la violó repetida y violentamente de chica.

Decidió perdonar a su padre desde el fondo de su alma, su cáncer de la matriz desapareció y estudiando la causa verdadera de muchas enfermedades, encontró que diferentes tipos de pensamientos, sentimientos y emociones afectan diferentes partes y órganos del cuerpo. Corrigiendo y cambiando estos pensamientos y sentimientos, emergían las curaciones.

Resentimiento2

Podemos ver el resentimiento y el rencor también desde unos puntos de vista expresados por la Doctora Raquel Levinstein en su extraordinario libro “El infierno del resentimiento y la magia del perdón”: -Si el agua del mar aviva la sed, el resentimiento y el rencor avivan el dolor y el sufrimiento.

-El resentimiento y el rencor te hacen esclavo del ayer. Te autodestruyen y destruyen tu entorno

-El resentimiento y el rencor racionaliza razones para resentir… por que te ofendió, por que te lastimó, por que te perjudicó, por que temes que te vuelva a perjudicar

-El resentimiento y el rencor se nutren del pasado, a donde van constantemente a llenarse de coraje y dolor.

-El resentimiento y el rencor reflejan una gran falta de amor por ti mismo

-El resentimiento y el rencor, te autodestruyen, destruyen tu entorno, tu realidad y te convierten en tu propio peor enemigo.

Hay que entender que el resentimiento y el rencor son canceres del alma, son como tragar veneno pensando que le va a hacer daño a otro.

Comprende que el placer del perdón es más grande que el placer de la venganza, por que si sigues odiando es como si estuvieras vengándote de ti mismo.

Perdona de verdad; por que perdonar sin olvidar, es seguir contaminándote A TI MISMO y a tu entorno familiar.

¡Perdonar no es fácil, pero tampoco es difícil! Empieza con una decisión inteligente, ¡Amate de verdad!

Pruébate que es más grande el placer del perdón que el placer de la venganza.

Vivir con rencor hacia una persona o situación, es sentir un profundo resentimiento y alimentar mis deseos de venganza. Cultivar estos sentimientos negativos me conduce a  sentirme oprimido, herido y victimizado.

Aliviar Resentimiento

Los tres puntos para aliviar el resentimiento y el rencor.

¿Qué hacer entonces? ¿Cómo modificar estos sentimientos?

1.- Aceptar en paz el ayer y no viajar al futuro.
- Vive tu tiempo presente.

- El pasado ya se fue, no podemos remediarlo. De nada sirve estar con la mente en el pasado.

- El futuro todavía no llega. Estar obsesionado por lo que sucederá mañana es aumentar tu estrés.

- El ayer y el entonces no son una solución.

- Vive el maravilloso presente. Posesiónate del aquí y ahora.

- Practícalo todos los días e iras sanando los efectos del resentimiento y el rencor.

2.- Búscate nuevas cosas que hacer.

- Cuando cambias la forma de ver una situación, la situación cambia.
- Si el repetir pensamientos o actitudes negativas altera tu vida, es momento de cambiarlos, ¿cómo?:

- Rompiendo el patrón que vienes repitiendo, empieza por hacer algo diferente y los resultados serán diferentes.

-Las costumbres negativas son malas consejeras, así que haz cosas nuevas, disfruta tu desayuno, saborea lo que comes, admira el atardecer, felicítate por estar en tiempo presente.

3.- Di no a ser víctima.

-¡Acepto de corazón los acontecimientos del ahora!

-¡Acepto y trabajo para mejorar hoy mi mañana!

-¡Acepto no rumiar el pasado, en nada me beneficia.
- Mi corazón se endurecerá y mi cuerpo reaccionará con una dolencia o una enfermedad!

- ¡La energía del amor es la fuerza más poderosa del universo, es la base de toda vida!

CON AMOR POR MÍ MISMO…

- ¡Aprendo a perdonarme y a perdonar a los demás!.

- ¡Acepto comprender a las personas y ver las situaciones de otro modo, con amor!.

Contáctame sobre esta publicación.

¿Qué sientes al leer estos conceptos?

¿Qué piensas de este tema?

Afectuosamente

Johnny Bardavid

Publicado en Artículo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.